new icn messageflickr-free-ic3d pan white

Los hijos de ellas (Y un cuentito sobre una niña libre)

Anda Juana charla que te charla con el alma, que es su compañera de adentro, mientras camina por la orilla de la acequia. Se siente de lo más feliz porque está con hipo y Juana crece cuando tiene hipo. Se detiene y se mira la sombra, que crece con ella, y con una rama la va midiendo después de cada saltito que le pega la barriga. También los volcanes crecían con el hipo, antes, cuando estaban vivos, antes de que los quemara su propio fuego. Dos de los volcanes humean todavía, pero ya no tienen hipo. Ya no crecen. Juana tiene hipo y crece. Crece.

 

Llorar, en cambio, encoge. Por eso tienen tamaño de cucarachas las viejitas y las lloronas de los entierros. Esto no lo dicen los libros del abuelo, que Juana lee, pero ella sabe. Son cosas que sabe de tanto platicar con el alma. También con las nubes conversa Juana. Para charlar con las nubes hay que trepar a los cerros o a las ramas más altas de los árboles.

 

-Yo soy nube. Las nubes tenemos caras y manos. Pies, no.

 

Eduardo Galeano.

1655, San Miguel de Nepantla: Juana a los cuatro. (Memoria del fuego/Los nacimientos)

  

Antigua Cárcel de Carabanchel en Madrid

Old Carabanchel Prison Center in Madrid

 

More photos of the jail at the Cárcel de Carabanchel Pool.

2,026 views
18 faves
30 comments
Taken on February 25, 2007