new icn messageflickr-free-ic3d pan white
Un avestrúz que no creo que exista | by Matías Garrido Hollstein
Back to photostream

Un avestrúz que no creo que exista

Oscár nació en General Roca.

Trabaja en una pequeña chacra en la periferia de los barrios más alejados del centro de la ciudad.

La chacra, hundida bajo el pasar del tiempo, el descuido y el tiempo, sólo luce algunas hileras de árboles frutales. El resto sólo pareciera ser un patio de juego para cinco perros débiles y juguetones.

 

Oscár trabaja tres días de la semana limpiando y recogiendo yuyos, alimentando a los animales y cuidando la chacra, a pesar de que nunca pasa nada. El resto del tiempo trabaja en un criadero de animales, donde tienen perros de raza, faisanes y pavos reales.

 

Oscár vive solo, en una suerte de garage al costado de la casa de la chacra. Su trabajo parece superfluo, interminable e invisible. Pero es lo que él eligió.

Es lo que todos elegimos, cuando queremos ser felices.

 

Oscár me sonrió.

 

English text about this in my blog: escargot.ventdaval.com/2011/encounter-in-the-middle-of-no...

 

---

 

General Roca

Argentina

2011

300 views
0 faves
0 comments
Taken on June 7, 2011